27 nov. 2017

Caja de Frivolité

Vi la foto en internet y quise hacerla pero sinceramente no tenía ni idea de cómo hacerla.

Se me ocurrió que lo mejor sería buscar un molde para tener una referencia de medidas y sobre todo para darle forma.

Encontré una cajita de plástico con tapa que además era el tamaño que andaba buscando así que no me lo pensé dos veces.

El motivo a hacer eran vueltas concéntricas así que en cuanto terminé la pieza de la base (11 cm de diámetro) dejé de hacer aumentos y segui tejiendo un par de cm más, para hacer el alto. Lo mismo a la hora de hacer la tapa, aunque en esta el alto es sólo de 1,5 cm

Esta trabajada con algodón de perlé del número 5

Una vez terminada almidoné las dos piezas y estando muy húmedas las coloqué sobre la caja molde, el cuerpo por un lado y la tapa por otro y esperé días hasta que estaban casi totalmente secas para juntarlas formar la caja y así las dejé otros tantos días para que se adaptarán bien la una a la otra.

El método que utilicé para almidonar la fué el del agua azucarada. Al principio creí que no funcionaría porque al tacto estaba un pelín pegajosa. Pero tengo que decir que ahora está perfectamente. Así que sí os pasa eso alguna vez, no os desaniméis. Sólo hay que darle tiempo.

Dependiendo de cuál sea el contenido puede ser necesario ponerle una base para evitar que, si se trata de pequeños objetos, se salgan.

3 comentarios:

Jane McLellan dijo...

Very clever of you, a lovely box. I like the colour too.

María Dolores Jiménez Acevedo dijo...

Preciosa. Un beso grande

Pumuky Manualidades dijo...

Que preciosidad de caja me encanta. felicidades.
Besos