9/10/2010

Campanitas y chupetes - Crocheted bells & tummies

He aprendido a hacer unos adornos pocholísimos para adornar los cochecitos o las cunas de los bebés. Se hacen con cascabeles adornados con labor a ganchillo.

Se necesita: algodón de perlé del nº 8 (en colores rosa, azul y blanco) y un ganchillo del nº 10

Para la camapanita, se inicia la labor haciendo 5  puntos de cadeneta, bueno yo hago 6 cadenetas porque tejo muy prieto, y a continuación cerrarla tejiendo a punto enano con el primer punto de la cadeneta. !!!No dejéis totalmente cerrado el agujero ya que por el habrá que sacar luego la argollita del cascabel¡¡¡. A veces cuesta un montón pasarla.

2º Fila: Pasamos el hilo, metemos el ganchillo por el aro central que se ha formado con la cadeneta y sacamos el hilo, volvemos a pasar el hilo y los sacamos pasándolo a la vez por los 3 bucles. Hacemos esto varias veces, hasta que el aro central está tupido de puntos.  Una vez realizado este paso, unir con el primer punto de la vuelta para completarla.

3ª Fila: Para subir a la siguiente fila, hacemos 1 o 2 puntos de cadeneta y empezamos los aumentos de la siguiente forma, en la primera cadeneta, hacemos un punto normal y en la siguiente cadeneta trabajamos 2 puntos,  así sucesivamente en toda la vuelta. Pasando el hilo luego metiendo por el punto,  sacando el hilo y pasando el hilo para luego sacarlo pasándolo por los 3 bucles de una sola vez.

Materiales
Probar ahora con el cascabel, para ver si entra bien o hay que hacer otra vuelta más con el mismo criterio, es decir ampliando un punto si y otro no.

Una vez que tenemos finalizados estos pasos se trata de seguir tejiendo sin aumentos, un punto en cada cadeneta hasta conseguir el largo deseado.

No se si se aprecia, pero hay dos tamaños de cascabel, uno mas grande para la campanita y el pequeño para el chupete.

Las argollas grandes son un poco gordas en comparación con las pequeñas aunque luego, una vez finalizado el chupete no se nota tanto esta diferencia. Cuando estén todas las campanitas y los cascabeles terminados se pueden unir las campanitas entre sí formando ramilletes o haciendo una cadena, eso ya va en gustos.

Me he divertido haciéndolos porque son labores muy sencillas y relativamente rápidas de hacer, con lo que rompes con la rutina de otra labores mas costosas. Las labores de ganchillo son fáciles de transportar cuando se van a pasar unos días fuera, como ha sido mi caso.

Además no se vosotras, pero yo tengo temporadas en las que "me dejo" de los bolillos y me sumerjo en "punto de cruz" o "ganchillo", para luego volver con fuerza de nuevo a los bolillos.


1 comentario:

lokilla dijo...

Me encantaria sabe y aprender acerlo pa mi bebe